Validez

“Las palabras que no van seguidas de hechos, no valen nada”. (Esopo)

La palabra describe algo que tiene cualidad de fuerte, firme, sólido y resistente. Decimos que algo es válido “cuando se ajusta a las reglas o normas que rigen en el lugar o en el espacio en el que se hace dicha evaluación”. La validez sirve para describir la característica específica de un objeto, no en sí mismo, sino en función de las metas o del contexto en el que acontece. Ejemplo, la validez de un martillo, estará en función del objetivo para el cual va a ser usado.

Al interior de la lógica, expresamos que un razonamiento es válido, cuando  las premisas de las que parte son verdaderas; en este caso la conclusión lo será también y viceversa. De igual forma, en términos reglamentarios, las leyes son válidas independientemente de la justicia o injusticia de su contenido, cuando han seguido el procedimiento establecido para su validación.

En ciencia, la validez es la columna vertebral de la metodología; es un proceso dinámico y abierto de acumulación de pruebas para apoyar cualquier interpretación. A través de ella las hipótesis y las teorías, son sometidas a contrastación.

Pensar así, en forma analítica, tratando de encontrar validez a lo que creemos, acostumbrarnos a dudar de lo que aparece como verdadero, nos ayudaría a comprendernos mejor.

Lucy Roldán Palacio

Psicóloga, M. D.

¿Te gustó? Escribe tus comentarios o sugerencias para futuras reflexiones.

Compártelo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Contenido Protegido.