Inseguridad

“El que cree en Sí mismo no necesita que los demás crean en él.”

– Miguel de Unamuno –

Inseguridad emocional

 

Para mejor comprender los sentimientos de inseguridad, vale la pena visualizar una dimensión en la que en un extremo tendríamos la inseguridad, y en el extremo contrario, la seguridad. La primera caracterizada por sentimientos de ser menos que algunos otros, de no sentirse amado, tener dudas acerca del valor de uno mismo, de la propia capacidad, desconfianza, miedo a la crítica; y en el otro lo opuesto, excepto porque la persona no experimenta sentirse más, sino independiente de lo que piensen los demás. Esta imagen nos permite comprender entonces que hay diferentes grados de inseguridad-seguridad, que alguien puede ser muy seguro en un ámbito, por ejemplo en lo profesional y muy inseguro en lo afectivo, y que incluso, estos sentimientos pueden variar según el tiempo y las experiencias. Cuando la Inseguridad se instala en nuestro mundo emocional, se nos hace difícil aprender, comunicarnos, actuar y realizarnos…

La falta de confianza en uno mismo tiene mucho que ver con las expectativas, propias o de los demás.  Sabemos que a medida que avanza el desarrollo, vamos construyendo una imagen de un Yo real y otra de un Yo ideal.  Cuando estas dos percepciones son muy lejanas, es que surgen los sentimientos de inseguridad; ya sea porque tenemos expectativas irreales basadas en lo que creemos son los intereses y opiniones de los demás, o por los estándares propios como el perfeccionismo, que nos hacen evaluarnos como “no lo suficientemente buenos”.

“El mundo entero se aparta cuando ve pasar a un hombre que sabe adónde va.”
- Antoine de Saint-Exupery -

La falta de seguridad en nosotros mismos, provoca que con frecuencia evitemos intentar hacer algunas cosas, porque no nos sentimos capaces, de modo que se cumplen nuestras expectativas negativas y entramos en un círculo vicioso. Por el contrario, una persona con la suficiente confianza en sí misma estará más dispuesta a ponerse metas y luchar por conseguirlas, a aprender, a mejorar los aspectos en los que no se es muy hábil, con la certeza de que si fracasa, se podrá empezar de nuevo.

Contacto psic lucy roldan

Pequeños cambios, pero sistemáticos, pueden marcar la diferencia.  Ante todo, identificar cuáles son esos estándares propios o ajenos que están haciéndonos evaluar cualquier comportamiento como insuficiente y cuestionarlos. Ayuda a crear confianza en nosotros  mismos el hacer una lista de los logros, grandes o pequeños que hayamos alcanzado en el pasado; si nos focalizamos en las cosas de las que estamos orgullosos, sin juzgarlas, esto nos hará sentir mejor. Discutamos los mensajes de perfeccionismo que tenemos incorporados. Concentrémonos en los procesos, más que en los resultados. También podemos hacer otra lista de los 20 o 30 elogios que hayamos recibido a lo largo de la vida y recordarlos. Reformular algunas de las experiencias negativas, en términos de los aprendizajes que nos dejaron.

Responsabilicémonos de nuestra autoestima actual. Cuidemos la manera de hablar con nosotros mismos. Se dice que tenemos unas 50,000 conversaciones con nosotros mismos cada día, pero tenemos el chance de elegir el contenido de lo que nos decimos: “Quiero, puedo y soy capaz” es un arma muy poderosa.

“Todo lo que puedes imaginar es real”. (Pablo Picasso)

Frase sobre sentirse inseguros

Lucy Roldán Palacio
Psicóloga, M. D.

Compártelo y déjenme sus comentarios...

Compártelo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Contenido Protegido.